Volver a

Como todo en la vida, es súper normal tenerle miedo a algo nuevo y desconocido, ¡sin importar la edad que tengas! Y la primera relación sexual no es la excepción.

Cuando hablas sobre tu primera vez ¿qué es lo primero que se te viene a la mente? Seguramente tienes muchas expectativas de cómo quieres que sea todo, incluso con quién quieres que pase, y que sea perfecto. Sin embargo, en el sexo y en las relaciones no hay nada predecible ¡esa es la lección número uno!

Por eso, hemos reunido toda la información más importante para reducir un poco tus nervios y resolver tus dudas, para que cuando decidas tener tu primera relación sexual, estés completamente segura y tranquila.

RELACION SEXUAL.
  • Comencemos por lo primero ¿qué es el deseo sexual? Esto sucede cuando estimulas tu mente a pensar por medio de la imaginación, de forma visual o sensorial sobre tu intimidad. Este deseo despierta en tu cuerpo unas sensaciones de placer que muchas veces buscan ser respondidas con la masturbación o teniendo relaciones sexuales. Esto es importante saberlo, porque es la razón del porqué la mayoría de las personas sienten deseo de tener relaciones.

Este deseo también se conoce como la líbido, y algunas cosas pueden aumentarla: como llevar una dieta saludable, tener un buen estado de ánimo y una buena comunicación con tu pareja; o disminuirla, en muchos casos algunos medicamentos puede afectarla, como lo que sucede en ocasiones con las pastillas anticonceptivas.

No todas las personas lo sienten con la misma frecuencia, ni les causa placer las mismas cosas, por eso, es necesario que realices una exploración de lo que te gusta y te emociona a ti misma.

¿Cómo experimentar placer?

El placer, al igual que la sexualidad, es un tema completamente personal, sin embargo, el cuerpo cuenta con unas zonas erógenas en donde las sensaciones son más intensas y provocan una respuesta sexual.

¿Cuáles son estas zonas en la mujer? ¡Algunas te pueden sorprender! Entre ellas está el clítoris, que es la parte más sensible de todo el cuerpo, pues tiene muchas terminaciones nerviosas, la vagina, la vulva, el ano y los pezones. Sin embargo, hay otras zonas como los labios, las orejas, la piel de la espalda y los muslos que también producen placer en algunas personas.

En los hombres estas zonas pueden ser diferentes, además de sus órganos sexuales, pueden disfrutar las sensaciones en los abdominales bajos, los muslos, el cuello y los labios.

Estas son las más comunes, pero esto varía entre los gustos de las personas, algunas puedes descubrir que cuando rozan otra parte del cuerpo, les causa placer. ¡Por eso es tan importante que bases todo en experiencia propia, y no lo que te digan los demás! El sexo es una experiencia única.

Relacion sexual
  • Aprende cómo cuidarte para iniciar tu vida sexual

Ahora que sabes un poco más sobre el placer en tu cuerpo hay unas cosas fundamentales que debes entender antes de tener tu primera relación sexual, que permitirán que estés siempre segura, protegida y tranquila.

¡Tu virginidad no es de nadie más, solo tuya!

Tú eres la que debe tomar la decisión de tener relaciones por primera vez, no tus amigos, ni tu pareja ¡solamente tú! Esto es importantísimo porque si cumples los deseos de alguien más, ni siquiera vas a poder sentir el placer deseado, te vas a sentir incómoda e insegura y seguramente no tendrás una linda experiencia.

Si todavía no quieres tener relaciones ¡entonces espera! No te sientas mal por que tus amigas ya lo hicieron, ni compares con las demás personas, tu momento va a llegar cuando te sientas completamente segura y vas a tener mucho tiempo después para disfrutarlo plenamente.

Relación sexual
  • ¿Va a doler la primera vez?

Esto depende de cada cuerpo, pero no necesariamente vas a sentir dolor, es simplemente una sensación que nunca habías sentido. Además, para asegurarte de que sea menos incómodo, debes comunicarle a tu pareja lo que estás sintiendo, si te gusta o te molesta para que intenten algo diferente.

Un lubricante a base de agua también es un buen amigo, para que la ficción no sea un problema, aunque lo mejor que pueden hacer es dedicar un buen tiempo al juego previo.

¿Qué es el juego previo? Este es todo lo que te produzca placer antes de que tengas relaciones sexuales, esto incluye los besos, las carícias, las cosquillas, las palabras, los coqueteos y las sensaciones de todo el cuerpo que te permite relajarte un poco y te prepara para tener una experiencia mucho más placentera.

¿Voy a manchar la sábana de sangre?

¡No siempre pasa! La sangre se debe a que el himen se rompe, esto es completamente natural cuando hay una penetración. Sin embargo, ¡no todas las chicas tienen himen, o llegan con el himen intacto a su primera relación sexual! Este puede romperse desde antes de la pubertad montando a caballo, haciendo gimnasia y otros deportes, por eso, no habría sangre durante la práctica sexual. No se te olvide que los tampones no tienen ningún riesgo de romper el himen, porque la posición anatómica de esta membrana no lo permite.

También a algunas chicas que tienen relaciones, no se les rompe el himen en su primera vez, como resultado de esto, no se podría medir la virginidad de una chica si sangra o no en su primera relación sexual.

Si llegas a sangrar, el rompimiento del himen no es doloroso, ni lo vas a sentir, entonces no debes preocuparte. Si quieres saber más sobre esto, el artículo "¿Qué es el himen? ¿Cuáles son los diferentes tipos?" es perfecto para ti.

relacion sexual
  • ¿Puedes quedar embarazada la primera vez?

La respuesta es simple, si tienes relaciones donde hay penetración sin protección alguna, siempre existe la posibilidad, incluso si es tu primera vez. También está la probabilidad de que contraigas una enfermedad de transmisión sexual. Por eso, es súper importante que conozcas todas las maneras en las que puedes tener relaciones de forma segura.

¡Ten una sexualidad responsable!

Para poder protegerte de un embarazo debes utilizar algún método anticonceptivo, algunos de ellos también previenen una ETS. De esta manera, estás tranquila, puedes disfrutar de tu sexualidad y al mismo tiempo planear con calma el momento en el que sí deseas ser madre. Algunos de los métodos más conocidos son:

Condones: Cuando tienes relaciones sexuales por primera vez asegúrate que tu pareja y tú usen preservativos, estos son necesarios también para portegerte de las enfermedades de transmisión sexual, como el sida y el virus del papiloma humano.

Funcionan como una barrera que no deja que los espermatozoides lleguen al óvulo. Son de un único uso y para una una sola ocasión, también pueden servir como una adición a otro método y así estar doblemente segura.

La píldora anticonceptiva, se deben tomar diariamente para lograr prevenir la ovulación y dificultar el paso de los espermatozoides, debes ser muy responsable con su consumo, pues si te pasa un solo día, baja su afectividad.

Otros pueden ser:

  1. Los parches en la piel

  2. El dispositivo intrauterino

  3. Dispositivo de cobre

  4. Las inyecciones hormonales

Puedes resolver todas tus preguntas sobre estos métodos, en el artículo "Métodos anticonceptivos: ¿Qué son y para qué sirven?"

relaciones sexuales
  • Últimas recomendaciones

Para lograr que tu primera vez sea una experiencia placentera, te recomendamos algunas otras cosas:

  1. Intenta no tener las expectativas tan altas. Sí, tu primera relación sexual va a ser un momento que vas a recordar toda tu vida, pero eso no significa que vaya a ser ¡el mejor de tu vida! Las primeras veces en ocasiones pueden ser un poco caóticas, todavía estás explorando tu cuerpo y experimentando lo que te gusta o no. Cuando reconoces esto, entonces te quitas un peso gigante de encima, donde esperas que todo vaya a salir perfecto, lo mejor es dejarte sorprender de las sensaciones, del momento y de la persona que has deseado compartir.

  2. Además de esto, la comunicación es la clave esencial para poder disfrutarlo, no te quedes callada si no lo estás haciendo, y ¡menos si te está doliendo! Hablar con tu pareja va a dejar claro los límites y lo que estás dispuesta a explorar. De esta manera, ambos se pueden conocer con la aprobación y la tranquilidad del otro.

  3. Por último, pero no menos importante… algo de lo que pocas personas hablan es del proceso de limpieza antes y después de tener relaciones sexuales. Por eso, te recomendamos tener siempre contigo los Pañitos Húmedos Íntimos Nosotras Sensiti-V, que son suaves con tu piel gracias a su extracto de algodón y al mismo tiempo retiran todos residuos que puedan causar infecciones y malos olores.

Ya tienes toda la información más importante para que estés más tranquila en tu primera relación sexual. ¡Recuerda que esto es una decisión únicamente tuya, no te pongas tanta presión en ti misma de hacerlo rápido y perfecto! Si tienes alguna otra duda, recuerda que puedes consultar con nuestra ginecóloga en línea.

Déjanos tus comentarios

Comprar productos en Nosotras Online

Hola , ¿puedo ayudarte?